Cómo funcionan las cortinas de cristal Vidriosystem

Si estás pensando en cerrar un porche, terraza o patio con un sistema sencillo, eficaz y elegante, las cortinas de cristal son lo que necesitas. Hoy te contamos cómo funcionan y sus entresijos. En resumen, se trata de un sistema con un diseño de ingeniería sofisticado, que sin embargo, simplifica mucho su uso.

Las cortinas de vidrio se conforman por paneles que van adheridos a un riel o carril inferior y superior. Los paneles se deslizan sobre los rieles con total suavidad. Al llegar al extremo del carril se abaten de forma vertical. De este modo, aprovechas el espacio al máximo.

Funcionamiento de las cortinas de cristal

Las cortinas de vidrio se conforman por paneles de cristal transparente. Son perfectas para cerrar espacios que dan al exterior, en altura o en jardines. Esto se debe a que no tienen marcos ni perfiles, dando lugar a una vista panorámica sin obstáculos. Las juntas entre cada panel pueden ser de:

  • Esquema de cierre con iman: Garantizando un cierre cómodo y estable.
esquema cierre con juntas de imán

Detalle de cierre de perfiles de cortinas de cristal Vidriosystem de modelo 1

  • Esquema de cierre de goma transparente:
esquema cierre con juntas de goma transparente

Detalle de cierre de perfiles de cortinas de cristal Vidriosystem de modelo 2

El hecho de que no haya perfiles entre cada panel supone una ventaja estructural, pues permite que se las cortinas se adhieran perfectamente a los carriles, también conocidos como guías. La seguridad está garantizada para una apertura y cierre que prioriza la comodidad.

acristalamiento valladolid

¿Cómo abrir y cerrar una cortina de vidrio?

Para abrir y cerrar las cortinas transparentes basta con seguir los siguientes pasos:

  1. En primer lugar, asegúrate de quitar el seguro que protege a los paneles de una apertura involuntaria. Habitualmente se encuentra en el panel más cercano al extremo en el que se abaten las cortinas.
  2. Tras ello, podrás deslizar la hoja de ese extremo hacia dentro de la sala o espacio cerrado. Es decir, podrás abatirla verticalmente. El vidrio se situará en disposición perpendicular al carril sobre el que se mueve, dejando el espacio necesario para que puedas deslizar las demás cortinas.
  3. A continuación, empuja la cortina inmediatamente más cercana a la que acabas de abatir. Solo queda replicar la misma acción en el resto de paneles y abras abierto la cortina de cristal. Al terminar, recuerda poner el seguro.
  4. Si quieres cerrar la estancia de nuevo, repite estas indicaciones en sentido contrario.

Como puedes ver, no tiene ningún misterio. De hecho, parece bastante más difícil explicarlo que hacerlo. En cualquier caso, el técnico responsable de la instalación te enseñará el funcionamiento paso a paso, para que no pierdas detalle y puedas hacerlo siempre que desees.

¿Qué recorridos pueden tener las hojas de cristal al abrir y cerrar?

Uno de los puntos fuertes de los acristalamientos con paneles de vidrio templado es que se adaptan a la forma de la sala en la que se encuentra. Por ejemplo, puedes hacer una instalación convencional, de una sola pared, en la que el recorrido es en línea recta. Además, es posible hacer recorridos en esquinas (tantas como hagan falta), e incluso en paredes circulares. Lo único que hace falta es hacer una buena instalación de carriles, sobre los que se deslizarán los paneles. 

Tipos de carriles sobre los que se deslizan las hojas de cristal

A la hora de hacer una instalación de este tipo, se pueden poner dos tipos de carriles:

  • Carriles sin rodamiento inferior: Son un sistema más básico. En cualquier caso, garantizan un movimiento seguro a través de las guías y es perfecto para cualquier espacio.
  • Carriles con rodamiento inferior y superior: Esta es la mejor opción si las cortinas necesitan un extra de fijación, ya que son algo más robustos.

Beneficios del mecanismo de las cortinas de cristal templando

Este método de cerramiento aporta claras ventajas, pues funcionamiento está diseño para sacar el máximo partido a cualquier espacio y, sobre todo, a su uso:

  • Son sumamente fáciles de abrir y cerrar, requiriendo un aprendizaje mínimo.
  • No requieren usar la fuerza, pues se deslizan con suavidad.
  • Son seguras, ya que se mantienen fijas en los carriles.
  • El sistema de apertura siempre deja un espacio entre cada cristal antes de abatirlo por completo, lo que hacer que limpiar las cortinas de cristal sea facilísmo.
  • La comodidad para abrir y cerrar las paredes de vidrio permite tener un espacio cerrado o abierto según lo necesites.

Ahora que ya sabes cómo funcionan las cortinas de cristal no tienes excusa. Su instalación es tan sencilla como su funcionamiento. Y el resultado es, sin duda, espectacular y muy elegante.

Cómo techar un patio sin perder luz